¡Gracias Don Bosco!, en la Casa de la Trinidad

El 19 y el 20 de junio a las 10h puedes ver este gran musical. ¡No te lo pierdas!

Asamblea General de Socios en sesión Extraordinaria

Propuesta para la celebración del primer centerario de Farándula Don Bosco

Regalo del Rector Mayor a los asistentes del CR15 de Linares

Don Ángel Fernández, de mano de don José Pastor, envía un llavero acuñado para el Bicentenario

Consejo Regional 2015 en Linares

Don José Pastor presenta una brillante ponencia sobre dirigentes.

Primeras imágenes del estreno de Cuatro Corazones

Éxito de público en el "reestreno" de Cuatro corazones con freno y marcha atrás

Gracias Don Bosco, el sueño se hizo realidad

El musical ¡Gracias, Don Bosco! se estrenó con gran éxito el 24/ene en el Riberas del Guadaira.

Luis Abad, mejor actor secundario en el Certamen UNESCO 2014

El papel de Francisco Sanmartín le ha valido un gran aplauso del público al recibir el premio.

Clase magistral de don José Miguel Núñez

Hay que conocer el contexto político, social y religioso de la época para entender al Santo educador

Conferencias del Bicentenario de nacimiento de Don Bosco

Mesa redonda: Educación salesiana, pasado y presente. Experiencia de vida

Caminando con Sor Ángela de la Cruz, por don Luis Cornello

La Asociación se quedó sin sitio para recibir a los asistentes a la presentación de su último libro.

De puertas hacia dentro...

Tres antiguos alumnos en el equipo de comunicación de la Casa de la Trinidad.

Celebrar el Bicentenario: Renovar el compromiso con los pobres

Así termina José Miguel Núñez, sdb, la noche formativa en la que nos habla del Bicentenario

Repetimos la excursión a Cazalla de la Sierra

Los de a pié dieron un bonito paseo mientras las bici llegaron al Cerro del Hierro

Como Don Bosco, ¡Con los jóvenes, para los jóvenes!

El Rector Mayor, don Ángel Fernández Artime, avanza el Aguinaldo 2015.

Don Pascual Chávez visita la Trinidad tras el CG27

El IX sucesor de Don Bosco presidió los Oficios del Viernes Santo que animó nuestra Asociación

27 de mayo de 2015

Salesianos Trinidad, nº 2



Llega a @Sales_Trinidad el segundo número de la nueva revista.

Con una tirada ligeramente superior a la anterior y cuatro páginas más, llega este mes de María un nuevo número de la que se convierte en revista de la Casa de la Trinidad.

Un saludo del director; palabras de don Cristobal Sánchez, nuestro Inspector; información de la Fundación Proyecto Don Bosco, de la I Carrera Popular Don Bosco, del proyecto Salvavidas, del estreno y la gira del Musical ¡Gracias, Don Bosco!, del club deportivo , del Oratorio de Verano o Campamento Urbano puesto en marcha; y una entrevista a nuestro nuevo presidente e información de Farándula Don Bosco han configurado este segundo número.

Nuestro agradecimiento a quienes a través de su trabajo o colaboración económica lo hacen posible.

Fernando J. Claros,
Información y comunicación

Nota:
Para cualquier información relativa a esta publicación pueden ponerse en contacto a través de la dirección
revista@salesianostrinidad.net

25 de mayo de 2015

Semana del 25/may-31/may

Esta semana tenemos tres citas importantes. Dos de ellas propias del mes de mayo: la bajada y la procesión de María Auxiliadora y Don Bosco; y una extraordinaria como es la Asamblea General de Socios para ver el proyecto extraordinario para la celebración del primer Centenario de Farándula Don Bosco.
  • Mar 26/may
    • 18:00 h - Taller de manualidades, Asociación.
  • Vie 29/may. Bajada de María Auxiliadora
    • 20:00 h - Eucaristía. Bajada, Basílica.
  • Sáb 30/may. Procesión de María Auxiliadora
    • 10:00 h - Reunión de Junta Directiva, Asociación.
    • 19:00 h - Procesión.
  • Dom 31/may. Asablea General de Socios
    Seguid atentos al calendario que tenemos en constante actualización.

    Fernando J. Claros,
    Comunicación en Información.

    24 de mayo de 2015

    24/may de 2015, Domingo de Pentecostés

    Recibid el Espíritu Santo
    Al anochecer de aquel día, el día primero de la semana, estaban los discípulos en una casa, con las puertas cerradas por miedo a los judíos. Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo:
    - "Paz a vosotros".
    Y, diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió:
    - "Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo".
    Y dicho esto, exhaló su aliento sobre ellos y les dijo:
    - "Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos".
    Juan 20, 19-23

    Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbEn el calendario cristiano, la fiesta de Pentecostés conmemora el envío del Espíritu Santo, cincuenta días después de la resurrección del Señor. En la vida, pasión, muerte y resurrección de Jesús acontece el misterio de salvación. Si la Pascua y Resurrección de Jesús ha sido como un Nuevo Éxodo y una nueva liberación de la esclavitud, cincuenta días después celebramos la nueva Alianza, las nuevas leyes de la fraternidad que nos llevan a construir un mundo más solidario con la ayuda del Espíritu del Señor.
    El pequeño grupo de discípulos se encontraba atemorizado, desanimado, después de la tragedia de la crucifixión y muerte de Jesús, “con las puertas cerradas por miedo a los judíos”. Las fuerzas dominantes parecían haber logrado sus intenciones de acallar la novedad iniciada por Jesús.
    Pero entonces “llegó Jesús”. El crucificado se manifiesta vivo entre ellos. La comunidad experimenta la alegría de la resurrección. El Resucitado está presente en medio de la comunidad, pero no para que ellos se complazcan en sí mismos y se mantengan encerrados. Él los envía como testigos de la Vida: «como el Padre me envió a mí, así os envío a vosotros».
    En el evangelio de Juan, el don del Espíritu Santo está asociado también al perdón de los pecados. Porque el pecado es el signo de todos los males que nos pueden afligir a los seres humanos. El pecado es la injusticia, la opresión, la violencia y la muerte. Él es la causa de todas nuestras lágrimas. Cuando el Espíritu de Dios perdona nuestros pecados volvemos a nacer y el mundo se renueva delante de Dios, liberándose de la carga de males que le afligen Terminamos la celebración del tiempo pascual. El tiempo pascual de este año 2004 ha estado marcado, un año más, por el odio y el dolor sobre la tierra que viera nacer, vivir, morir y resucitar a Jesús de Nazareth. Su tierra y sus gentes siguen esperando la resurrección de la paz.

    23 de mayo de 2015

    23/may de 2015, Sábado 7º de Pascua

    Tú sígueme
    Pedro, volviéndose, vio que los seguía el discípulo a quien Jesús tanto amaba, el mismo que en la cena se había apoyado en su pecho y le había preguntado: «Señor, ¿quién es el que te va a entregar?»
    Al verlo, Pedro dice a Jesús: «Señor, y éste ¿qué?» Jesús le contesta: “Si quiero que se quede hasta que yo venga, ¿a ti qué? Tú sígueme”.
    Entonces se empezó a correr entre los hermanos el rumor de que ese discípulo no moriría. Pero no le dijo Jesús que no moriría, sino: “Si quiero que se quede hasta que yo venga, ¿a ti qué?”
    Este es el discípulo que da testimonio de todo esto y lo ha escrito; y nosotros sabemos que su testimonio es verdadero. Muchas otras cosas hizo Jesús. Si se escribieran una por una, pienso que los libros no cabrían ni en todo el mundo.
    Juan 21, 20-25

    Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbEn el evangelio de ayer veíamos cómo el amor que le debemos a Jesús, debe terminar convirtiéndose en entrega y servicio a los hermanos desde la humildad.
    Jesús le señala a Pedro que este servicio debe transformarse en una especie de pastoreo: “apacienta mis corderos... apacienta mis ovejas”... Jesús ya había explicado en qué consistía “apacentar” las ovejas: en dar la vida por ellas, frente a los lobos que tratan de devorarlas.
    El verbo “apacentar” está más lleno de ternura, de entrega y de respeto por las tímidas y asustadizas ovejas, que de autoridad sobre ellas. Por eso creemos que cuando Jesús le confía a Pedro el pastoreo de su rebaño, no le está encargando ejercer ningún dominio sobre los otros. Esto era lo que los discípulos tanto anhelaban, antes de su conversión, queriendo ser cada uno el “mayor”. Esto significa que el pastoreo o el cuidado que Pedro debía tener por los corderos y las ovejas debía estar exclusivamente en la línea del amor. Amar sin dominar es el modelo de pastoreo o de gobierno que propone Jesús para su comunidad.
    Además de todo lo dicho, todavía hay algo esencial en el texto que viene marcado por la actitud de Pedro: Con frecuencia, y con la mejor buena voluntad, la autoridad corre el peligro de querer unificar los caminos de aquellos a quienes consideran sus súbditos.
    Y unificar caminos es quitar la riqueza de la diversidad y desautorizar al Espíritu.
    Pedro manifiesta esta tendencia, al querer enterarse del destino que Dios tenía sobre su compañero Juan. Trata de comportarse como quien se siente con autoridad para meterse en la vida del otro. Por eso Jesús lo corrige con una expresión algo cortante: “Si quiero que éste se quede hasta que yo venga, ¿a ti qué te importa?”.
    Es necesaria la diversidad de caminos, en la medida en que son diversas las necesidades del ser humano al que hay que servir. Jesús quiere que la unidad del grupo se dé para bien de los hermanos débiles, que requieren diversas respuestas a sus distintas necesidades. Y el encargo preciso que le da Jesús a Pedro -el hermano mayor, que debe llevar a todos a la unidad- es que no se considere el centro de esa unidad, sino el promotor de la misma. Porque la unidad sigue girando en torno a las ovejas necesitadas.
    ¡Qué interesante sería que los cristianos de hoy, en lugar de preocuparnos tanto por estar unidos en la formulación doctrinal, nos preocupáramos por estar unidos en la solidaridad con los excluidos de esta sociedad de bienestar, dotada de una flamante economía de mercado que también entra en crisis!

    Una Iglesia universal
    La acción del texto transcurre en las tranquilas orillas del Mar de Galilea, tras una noche de pesca.
    Los apóstoles no han conseguido pescar nada.
    Jesús les anima en la tarea de pescadores y en la tarea de anunciar el Evangelio a todos los confines
    del mundo.
    El hecho de que estas escenas tengan lugar en la región de Galilea (tierra de paganos) tiene un profundo significado: Jesús envía a sus discípulos a predicar a todos los confines del mundo.
    La Iglesia es universal, abierta a todas las razas y culturas.


    22 de mayo de 2015

    22/may de 2015, Viernes 7º de Pascua

    Apacienta mis ovejas
    Habiéndose aparecido Jesús a sus discípulos, después de comer con ellos, dice a Simón Pedro:
    “Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que éstos?”
    Él le contestó: «Sí, Señor, tú sabes que te quiero».
    Jesús le dice: “Apacienta mis corderos”.
    Por segunda vez le pregunta: «Simón, hijo de Juan, ¿me amas?»
    Él le contesta: «Sí, Señor, tú sabes que te quiero».
    Él le dice: «Pastorea mis ovejas».
    Por tercera vez le pregunta: «Simón, hijo de Juan, ¿me quieres?»
    Se entristeció Pedro de que le preguntara por tercera vez si lo quería y le contestó:
    “Señor, tú conoces todo, tú sabes que te quiero”.
    Jesús le dice: «Apacienta mis ovejas. Te lo aseguro: cuando eras joven, tú mismo te ceñías e ibas adonde querías; pero, cuando seas viejo, extenderás las manos, otro te ceñirá y te llevará adonde no quieras». Esto dijo aludiendo a la muerte con que iba a dar gloria a Dios. Dicho esto, añadió: “Sígueme”.
    Juan 21, 15-19

    Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbCon una cierta ingenuidad se ha querido ver en este texto la primacía de Pedro sobre los demás apóstoles... y esta primacía se ha trasladado, con el paso de los siglos, al Papa, obispo de Roma.
    Con la reflexión que hoy hacemos, no queremos desmerecer el primado de los sucesores de Pedro (los Papas), sino situar este trozo del evangelio en el contexto en el que fue proclamado. Se trata de un contexto de humildad y no de exaltación.
    Jesús resucitado se aparece a un grupo de apóstoles. Y, encarándose a Pedro, le pregunta si le ama...
    Esta pregunta ya la había hecho Jesús a Pedro antes de la Pasión. Y Pedro, pescador avezado a las borrascas del Mar de Galilea, de carácter fuerte y vehemente, le había dicho que le amaba más que nadie, que daría la vida por Él... La realidad fue muy otra: Cuando comienza la pasión de Jesús, el fanfarrón de Pedro le negará tres veces, «antes de que cante el gallo», a raíz de la pregunta de una criada.
    En el texto del evangelio que leemos hoy, el Pedro que hallamos, dista mucho de ser aquella persona orgullosa. Se cuida muy mucho de decir que ama a Jesús «más que los demás». La experiencia vivida le ha hecho madurar en humildad.
    Pedro, el apóstol impulsivo, que apreciaba de veras a Jesús, aunque se mostró débil por miedo a la muerte, tiene ocasión de reparar su triple negación con una triple profesión de aprecio a Jesús. Y Jesús, viendo su humildad, le va a rehabilitar ante los demás, diciéndole: «Apacienta mis ovejas, apacienta mis corderos». La frase es muy importante, porque hace referencia a que Pedro será como el Buen Pastor, símbolo que había utilizado Jesús, inspirándose en el magnífico capítulo 34 de Ezequiel, en el que se dice que Dios vendrá a su pueblo como un Buen Pastor que cuida a sus ovejas, las protege, preserva de todo mal y entrega la vida por ellas.
    Estamos a punto de terminar el tiempo de Pascua. Estamos a tiempo de mostrar nuestra humildad y reafirmar nuestro amor a Jesús, como hiciera Pedro, con su misma humildad.
    El educador cristiano hace esfuerzos por conjugar exigencia con sencillez y humildad. Ser el guía de un pueblo de jóvenes requiere ponerse al frente, impulsar, corregir, reconducir actitudes... Todo ello debe hacerse desde la sencillez, la cercanía personal y una buena dosis de humildad.

    Apacienta mis ovejas
    Para cualquier judío de tiempos de Jesús, la frase ‘apacienta mis ovejas’, pronunciada en un contexto religioso, tan sólo podía hacer referencia a una realidad: A la profecía de Ezequiel.
    En esta profecía se describe, de forma magistral, a Dios como a un Buen Pastor que cuidará de su pueblo personalmente, de forma solícita y entregada. (Ez 34, 13-31)
    Cuando Jesús indica a Pedro que ‘apaciente las ovejas’ le está invitando a convertirse en un Buen Pastor, a imagen de Dios... y a imagen de Jesús, capaz de entregar la vida por aquellos que le han sido encomendados.
    Los cristianos que asumen la responsabilidad de hacer concreta e histórica la fe, tienen en la imagen del Buen Pastor un modelo a seguir.

    21 de mayo de 2015

    Verbena María Auxiliadora en @Sales_Trinidad

    Con objeto de manteneros informados de todos los actos que se celebra en la Casa de la Trinidad (@Sales_Trinidad) con motivo del mes de María, os dejamos este cartél de la "Verbena de María Auxiuliadora" y una invitación don Francisco Ruiz (sdb), director de la Casa
    VERBENA DE MARÍA AUXILIADORA
    Francisco Ruiz, director de la Casa

    Es un momento familiar precioso en torno a nuestra Madre Auxiliadora. El programa, cargado de novedades, ya lo conocéis. Por favor, participad con vuestra familia y vuestra clase a muchas actividades interesantes: la merienda, el Gran Prix de mascotas, las actuaciones, los juegos y deportes. El viernes habrá un concurso gastronómico de dulces y el sábado de tortillas y empanadas. No dejéis de participar. Estará a vuestra disposición el aparcamiento por la calle San Juan Bosco.

    Feliz fiesta de María Auxiliadora.

    Lleva tu regalo para la Tómbola a la portería

    Trae tu regalo para la "Tómbola de la María Auxiliadora"

    Ya sabemos que en la Verbena de María Auxiliadora, se instalará una gran TÓMBOLA y que desde la Casa de la Trinidad se nos pide colaboración.

    Estamos invitados a traer regalos útiles que la hagan atractiva. No importan el tamaño ni la cantidad.

    Entrégalos en portería.

    21/may de 2015, Jueves 7º de Pasua

    Que sean completamente uno
    Jesús, levantando los ojos al cielo, oró, diciendo:
    «Padre santo, no sólo por ellos ruego, sino también por los que crean en mí por la palabra de ellos, para que todos sean uno, como tú, Padre, en mí, y yo en ti, que ellos también lo sean en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado.
    También les di a ellos la gloria que me diste, para que sean uno, como nosotros somos uno; yo en ellos, y tú en mí, para que sean completamente uno, de modo que el mundo sepa que tú me has enviado y los has amado como me has amado a mí.
    Padre, éste es mi deseo: que los que me confiaste estén conmigo donde yo estoy y contemplen mi gloria, la que me diste, porque me amabas, antes de la fundación del mundo.
    Padre justo, si el mundo no te ha conocido, yo te he conocido, y éstos han conocido que tú me enviaste. Les he dado a conocer y les daré a conocer tu nombre, para que el amor que me tenías esté con ellos, como también yo estoy con ellos».
    Juan 17, 20-26

    Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbEl capítulo 17 del Evangelio de Juan ha sufrido muchos siglos de «secuestro». Con frecuencia se le ha presentado como «la oración sacerdotal», haciendo creer que Jesús estaba rezando por «sus sacerdotes».
    Pero la mirada de Jesús va más allá, pues los sacerdotes, -tal y como los entendemos hoy-, no estaban todavía constituidos cuando se escribía el evangelio de Juan, allá por el final del siglo I de nuestra era. Esto no significa que se niegue valor al “sacerdocio”.
    Los “sacerdotes” en la iglesia tienen su propia historia.
    Conviene devolver este extraordinario capítulo a toda la comunidad cristiana. Estos son sus verdaderos destinatarios. Las cosas altas, profundas e inmensas que dice todo el capítulo son para cristianos de a pie, cristianos ordinarios que vivían sin poder y sin prestigio, con el único deseo de parecerse a Jesús su Maestro. Aquellas comunidades, aunque eran insignificantes en medio del Imperio Romano y estaba en la lista de las minorías sociales, tenía un puesto de privilegio en el corazón de Dios.
    La primera parte del capítulo es una oración por la comunidad presente. La segunda parte es una oración por la comunidad futura. En esta comunidad futura están precisamente todos aquellos que, siendo de otras culturas, se incorporarán al cristianismo, atraídos por los planteamientos de Jesús. Estamos incluidos nosotros.
    La incorporación al cristianismo de personas de toda raza y cultura rompió el muro de la división y de la exclusión, que de hecho habían montado las tres culturas entonces reinantes. El judío excluía de la salvación a quien no estuviera bajo la Ley y la circuncisión; quien no era judío era un pagano. El griego despreciaba a quien no poseía su sabiduría; no ser griego era signo de ignorancia. El romano sólo reconocía derechos a quien tuviera la ciudadanía romana; quien no fuera ciudadano romano era un siervo o un esclavo. Jesús intuye la necesidad de unidad para su comunidad futura, que deberá ser multiétnica y pluricultural.
    El texto hace referencia a la unidad... Quienes hallan en Dios un vínculo de unidad, se sienten hermanos
    resucitados y nuevos, porque el amor, la solidaridad, la igualdad y la fraternidad es el camino para borrar diferencias y comprender que, a pesar de la diversidad, todos los hombres y mujeres tienen el corazón del mismo color... El evangelio de hoy aporta luz a los problemas actuales de la inmigración, la fusión étnica, el mestizaje cultural... y tantas situaciones nuevas que nacen de un planeta entendido como «aldea global».
    El educador cristiano, siguiendo el texto que acabamos de leer, se constituye en educador para la pluriculturalidad; una necesidad para el tiempo de hoy marcado por nuevas migraciones.

    Expansión del cristianismo. Siglo I

    20 de mayo de 2015

    Pádel nocturno en la Trinidad

    Recordamos nuevamente el I Torneo de Pádel Nocturno "María Auxiliadora"

    Con motivo de la Fiesta de María Auxiliadora, y para inaugurar las pistas de pádel que se están construyendo en el colegio, se ha organizado un campeonato nocturno durante los días de la Verbena (22 y 23 de mayo).

    Podrán participar, las primeras 20 parejas (mixtas) que, indicando nombre completo de ambos participantes y teléfono de contacto, se inscriban a través del correo que la AMPA a puesto a disposición

    Si estás interesado, date prisa

    Fernando J. Claros
    Información y comunicación

    20/may de 2015, Miércoles 7º de Pascua

    Que sean uno, como nosotros
    Jesús, levantando los ojos al cielo, oró, diciendo:
    «Padre santo guarda en tu nombre a los que me has dado. Para que sean uno, como nosotros. Cuando estaba con ellos, yo guardaba en tu nombre a los que me diste, y los custodiaba, y ninguno se perdió, sino el hijo de la perdición, para que se cumpliera la Escritura.
    Ahora voy a ti, y digo esto en el mundo para que ellos mismos tengan mi alegría cumplida.
    Yo les he dado tu palabra, y el mundo los ha odiado porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo. No ruego que los retires del mundo, sino que los guardes del mal. No son del mundo, como tampoco yo soy del mundo.
    Conságralos en la verdad; tu palabra es verdad. Como tú me enviaste al mundo, así los envío yo también al mundo. Y por ellos me consagro yo, para que también se consagren ellos en la verdad».
    Juan 17, 11-19

    Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbJesús se preocupa de sus discípulos y por los problemas y dificultades que van a sobrevenirles en el futuro.
    De igual modo que él los guardó para que no se perdieran, y procuró que fueran madurando como personas y como creyentes, siente también preocupación por ellos en este momento decisivo.
    Cuando Jesús dice «mundo» está refiriéndose a las situaciones negativas de la historia: A la cizaña que crece mezclada con el trigo... Jesús tiene una visión muy realista de la humanidad. En su caminar ha encontrado situaciones de amor y sencillez, capaces de llenar de sentido la vida. Pero también ha tropezado con corazones endurecidos e hipócritas que se aupaban sobre las espaldas de los más pobres. Jesús fue bueno, pero no ingenuo.
    Jesús indica a aquellos primeros cristianos, que no hay que eludir las situaciones negativas, sino que hay que hacerles frente, comprometiéndose en la transformación positiva de la realidad. Y ello tan sólo se consigue formando un grupo de creyentes unidos en lo esencial. Jesús les invita a vivir en unidad. Y las primeras comunidades salvaguardarán la unidad a pesar de ser muy distintas entre ellas.
    Pero el texto de hoy encierra una segunda enseñanza muy sutil: La dinamicidad. Jesús no ve a su comunidad como un grupo estático, sumergido en la quietud mística del grupo integrista. Para Jesús, aquel grupo de discípulos es un grupo dotado de vitalidad. Así quiere que sea el grupo de sus seguidores: Gente en constante y continua evolución, implicados en los problemas del «mundo», pero sin venderse a la comodidad, al poder, a la violencia o a la desesperanza.
    El educador cristiano halla muchas ocasiones para hacer operativa esta enseñanza de Jesús: Los niños y los jóvenes viven su vida de cara al futuro. Para ellos todo está por venir. El educador cristiano tiene ante sí la hermosa misión de traducir la fe cristiana a palabras, gestos y expresiones comprensibles para la emergente cultura juvenil.

    Éfeso
    Éfeso es una de esas grandes ciudades a las que se dirigen los primeros cristianos para anunciar la Palabra del Señor.
    Esta urbe contaba, en tiempos de Jesús, con 250.000 habitantes.
    Se hallaba situada fuera de los límites de Israel, en Asia Menor (actual Turquía)
    Disponía de una interesante red de alcantarillado, teatro con capacidad para 25.000 personas sentadas, anfiteatro, una magnífica biblioteca, baños, templos...
    Unos grandes soportes de hierro sostenían lámparas de aceite que iluminaban las grandes calles por la noche proporcionando el primer alumbrado nocturno de la historia.
    Los primeros cristianos supieron adaptar su mensaje a la nueva cultura en la que se sumergieron.
    La ciudad de Éfeso adoraba a multitud de divinidades paganas.
    Este fue uno de los escollos contra los que tuvieron que enfrentarse los primeros cristianos.
    En las ruinas de esta ciudad se ha hallado una imagen de la diosa «Nike», que en griego significa:
    Victoria. (Imagen inferior).
    El nombre de una conocida marca de prendas deportiva proviene de esta palabra griega: Nike.
    Éfeso. TeatroCapacidad 28.000 personas

    NIKE Diosa de la Victoria

    19 de mayo de 2015

    Semana del 18/may-24/may

    Esta semana durante la que celebramos los últimos días de novena se cerrará el domingo con la Fiesta de María Auxiliadora.
    • Lun 18/may. Novena María Auxiliadora. Día 4
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside don Francisco Ruiz (sdb), director de la Casa. Anima: Hdad de la Trinidad. Cantos: Pueblo.
    • Mar 19/may. Novena María Auxiliadora. Día 5
      • 18:00 h - Taller de manualidades, Asociación.
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside don Adrián Rios, delegado Diocesano de Comunicación. Anima: Profesores. Cantos: Coro Prroquia de las Flores.
    • Mié 20/may. Novena María Auxiliadora. Día6
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside Excmo. y Rvdmo. Sr. D. Santiago Gómez Sierra, Obispo Auxiliar de Sevilla. Anima: AMPA y HDB. Cantos: Coro Hdad. Panaderos
    • Jue 21/may. Novena María Auxiliadora. Día 7
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside don Francisco Ruiz (sdb), director de la Casa. Anima: Centro Juvenil. Cantos: Pueblo. Se presentan a la Virgen los niños de Primera Comunión
    • Vie 22/may. Novena María Auxiliadora. Día 8
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside Emmo. y Rvdmo. Sr. Cardenal D. Carlos Amigo Vallejo, Arzobispo Emérito de Sevilla. Anima: Salesianos Cooperadores. Cantos: Coro Domingo Savio. Se presentación a la Virgen los nacidos durante el último año.
      • 21:30 h - Verbena María Auxiliadora, Colegio.
    • Sáb 23/may. Novena María Auxiliadora. Día 9
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside Emmo. y Rvdmo. Sr. Cardenal D. Carlos Amigo Vallejo, Arzobispo Emérito de Sevilla. Anima: ADMA. Se presentan a la Virgen los nuevos socios de ADMA.
      • 21:30 h - Verbena María Auxiliadora, Colegio.
    • Dom 24/may. Fiesta de María Auxiliadora.
      • 13:00 h - Eucaristía "Solemnidad de Pentecostés". Lecturas del domingo, Basílica.
      • 20:30 h - Eucaristía. Preside Excmo. y Rvdmo. Sr. D. Juan José Asenjo Peregrina, Arzobispo  de Sevilla. Anima: ADMA. Cantos: Escolanía.
      Observaciones:
      Seguid atentos al calendario que tenemos en constante actualización.

      Fernando J. Claros,
      Comunicación en Información

      19/may de 2015, Martes 7º de Pascua

      Padre, glorifica a tu Hijo
      Jesús, levantando los ojos al cielo, dijo:
      «Padre, ha llegado la hora, glorifica a tu Hijo, para que tu Hijo te glorifique y, por el poder que tú le has dado sobre toda carne, dé la vida eterna a los que le confiaste.
      Ésta es la vida eterna: que te conozcan a ti, único Dios verdadero, y a tu enviado, Jesucristo.
      Yo te he glorificado sobre la tierra, he coronado la obra que me encomendaste. Y ahora, Padre, glorifícame cerca de ti, con la gloria que yo tenía cerca de ti, antes que el mundo existiese.
      He manifestado tu nombre a los hombres que me diste de en medio del mundo.
      Tuyos eran, y tú me los diste, y ellos han guardado tu palabra. Ahora han conocido que todo lo que me diste procede de ti, porque yo les he comunicado las palabras que tú me diste, y ellos las han recibido, y han conocido verdaderamente que yo salí de ti, y han creído que tú me has enviado.
      Te ruego por ellos; no ruego por el mundo, sino por éstos que tú me diste, y son tuyos. Sí, todo lo mío es tuyo, y lo tuyo mío; y en ellos he sido glorificado. Ya no voy a estar en el mundo, pero ellos están en el mundo, mientras yo voy a ti».
      Juan 17,1-11a

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbEste texto se conoce como la «Oración sacerdotal» de Jesús, desde que así lo denominara el teólogo protestante David Chytaus. Este título se justifica porque Jesús es como un sacerdote que se ofrece a sí mismo y reza por su pueblo. Y tiene sentido porque Jesús está próximo a ofrecer su vida como sacrificio para salvación de todos.
      Cuando Jesús habla de su «hora», nos está hablando del momento definitivo que coronará su carrera mortal: su muerte. Su muerte es «su hora».
      Fueron los profetas del Antiguo pueblo de Israel quienes acuñaron esta expresión: «la hora» Con ella hacían referencia al momento en el cual iba a terminar este tiempo y a llegar el inicio del Reino de Dios. «La hora» es el momento en el cual terminará un mundo de injusticias y sinsabores y dará comienzo el tiempo del Mesías.
      En el evangelio Jesús identifica esta «hora» anunciada por los profetas con el momento del sufrimiento y la muerte: el momento en el cual Él entregará su vida por todos.
      Aunque suene extraño, para Jesús su muerte era lo más positivo de su vida. Ella era el momento de entregar su vida por los demás, de ratificar la veracidad de sus enseñanzas y de confirmar la validez de sus obras.
      Cuando los evangelistas citen la hora de la muerte de Jesús, dirán que ocurrió alrededor de las tres de la tarde. No es un dato cronológico, sino teológico: Las tres de la tarde era la hora en la que se realizaba el sacrificio de la tarde en el Templo de Jerusalén. Jesús está ofreciendo su vida de igual forma que sobre el altar de piedra del Templo de Jerusalén se están sacrificando los corderos.
      En este ambiente Jesús va manifestar su principal preocupación: Los discípulos que están ahora con él, y los discípulos que seguirán el camino hacia Dios que Él va a iniciar.
      Ser creyente es participar de este camino que abre Jesús hacia Dios.

      «En medio del mundo»
      Las primeras comunidades cristianas se extendieron rápidamente por la cuenca del Mediterráneo.
      Las primeras ciudades donde se establecieron fueron las de Asia Menor: Éfeso, Antioquía, Esmirna, Sardes...
      Estas ciudades eran grandes urbes, algunas de más de 200.000 habitantes (Antioquía y Éfeso). Todas ellas estaban habitadas por ciudadanos de cultura griega.
      En sus calles se alzaban templos en honor a los dioses paganos.
      La cultura griega erigió también multitud de teatros, anfiteatros, hipódromos, gimnasios...
      Los primeros cristianos se vieron inmersos en este mundo pagano. Lejos de acobardarse,
      fueron capaces de anunciar el mensaje de Jesús de Nazareth con palabras y gestos comprensibles para aquella cultura.
      Éfeso.Biblioteca Celso

      MosaicoDivinidades: Océanos y Theis

      18 de mayo de 2015

      Se acerca la Verbena de María Auxiliadora

      Nos hacemos eco de esta entrada que aparece en la web del Colegio y que nos anuncia la cercanía de la Verbena que, como sabes, se celebrará el próximo 22 y 23 de mayo y a la que estamos toda la Familia Salesiana invitada. ¡Te esperamos!
      Ya están montadas las casetas
      Francisco Ruiz, director de la Casa
      17/05/2015

      El domingo 17 de mayo se reunieron un nutrido grupo de padres de casa curso para montar las casetas de la verbena de María Auxiliadora. Fue todo un éxito.

      Desde primeras horas de la mañana del domingo 17 de mayo, estaban convocados los padres de cada curso de nuestro centro para el montaje de las casetas de la Verbena de María Auxiliadora. Un nutrido grupo de ellos estuvieron presenten con sus niños para disfrutar de una jornada cargada de compañerismo y de buen hacer.

      Los más pequeños disfrutron con el agua, la música y el fútbol. Por supuesto, las casetas quedaron preciosas y preparadas para la gran fiesta del 22 y 23 de mayo.

      ¡Enhorabuena!

      18/may de 2015, Lunes 7º de Pascua

      Tened valor: yo he vencido al mundo
      Dijeron los discípulos a Jesús:
      «Ahora sí que hablas claro y no usas comparaciones. Ahora vemos que lo sabes todo y no necesitas que te pregunten; por ello creemos que saliste de Dios».
      Les contestó Jesús:
      «¿Ahora creéis? Pues mirad: está para llegar la hora, mejor, ya ha llegado, en que os disperséis cada cual por su lado y a mí me dejéis solo. Pero no estoy solo, porque está conmigo el Padre. Os he hablado de esto, para que encontréis la paz en mí. En el mundo tendréis luchas; pero tened valor: yo he vencido al mundo».
      Juan 16, 29-33

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbEl Evangelio de hoy está escrito desde la vida y las experiencias que viven las primeras comunidades cristianas. Estas primeras comunidades están configuradas por creyentes que han visto a Jesús morir y resucitar, y han aceptado que Jesús es la vida y el amor de Dios Padre presente en medio de ellos... Pero al mismo tiempo son perseguidos, sufren y sienten que se tambalea su fe. Incluso descubren entre ellos limitaciones y fracasos, debilidades y pecados. También han comenzado a extenderse por áreas geográficas que no conocen la fe en Yahvé... y que nunca oyeron tampoco hablar de Jesús de Nazareth. Se sienten perdidos en ciudades de gran nivel cultural.
      En esta situación, confían en Dios y en Jesús resucitado. Saben que Dios es fiel, y que no abandona nunca la obra de sus manos.
      Leyendo con atención el evangelio llama siempre la atención la falta de fe que muestran aquellos primeros discípulos. ¿Cómo es posible que Jesús continúe con los mismos discípulos, si estos no le dan garantías? Pero Jesús siguió hasta el final con aquellos discípulos a quienes había convocado. Y los quiso hasta el final, y les mostró todo el amor y confianza. Así fue como hizo de ellos las piedras angulares del nuevo pueblo de Dios.
      Del evangelio de hoy aprendemos dos enseñanzas: Dios nos quiere a cada uno de nosotros. Nos cuida constantemente para que demos fruto abundante, a pesar de nuestra limitaciones y debilidades.
      Y aprendemos una segunda enseñanza: No debemos andar lamentándonos constantemente de las personas que comparten con nosotros el camino de la vida. Lo que hay que hacer es lo que hizo Jesús: Apoyar, ayudar, amar, confiar, ofrecer nuevas oportunidades...
      El educador cristiano asimila esta enseñanza de Jesús. Sigue el mismo proceso educativo que realizó Jesús con sus discípulos. No anda quejándose constantemente de aquellos chicos y chicas con quienes desarrolla su actividad. Son pequeños, limitados, inconstantes... pero todos ellos tienen una semilla de bondad que, aunque a veces escondida, está esperando a dar fruto.

      Un inicio difícil
      Los primeros discípulos de Jesús no tuvieron fácil el inicio de su misión.
      Debieron tener mucha fe en Cristo Resucitado para salir adelante de varias dificultades.
      Destrucción de Jerusalén. 
      La gran mayoría de ellos eran de cultura judía. La destrucción del templo de Jerusalén en el año 70 por las legiones romanas, debió suponer un duro golpe en lo social, político y religioso.
      Grandes ciudades
      Los discípulos conocían las pequeñas ciudades y aldeas de Galilea. Cuando se deciden a proclamar el mensaje de Jesús en Asia Menor, se encuentran con ricas y prósperas ciudades, repletas de templos, progreso y cultura. ¿Qué pueden hacer ellos en aquellos grandes centros económicos y culturales?
      La persecución.
      En Jerusalén se desató muy prontamente la persecución contra los primeros cristianos.
      Herodes Agripa, nieto de herodes El Grande, arremete contra aquellos primeros cristianos que tienen que huir y refugiarse en otros lugares.
      Antioquía. Pescador · Mosaico

      Palmira. Templo

      17 de mayo de 2015

      Novena María Auxiliadora. Imágenes

      En los álbunes de fotos de la Casa de la Trinidad encontramos imágenes de la Eucaristía del segundo día de Novena presidida por don José Vilaplana, Obispo de Huelva.

      En ellas podemos ver muchos Antiguos Alumnos ya que se nos encargó la animación litúrgica. Los cantos corrieron a cargo del Coro de los Panaderos.

      Fernando J. Claros,
      Información y comunicación

      17/may de 2015, Domingo de la Ascensión

      Proclamad el evangelio al mundo entero
      Se apareció Jesús a los once y les dijo: “Id al mundo entero y proclamad el Evangelio a toda la creación. El que crea y se bautice se salvará; el que se resista a creer será condenado. A los que crean, les acompañarán estos signos: echarán demonios en mi nombre, hablarán lenguas nuevas, tomarán serpientes en sus manos y, si beben un veneno mortal, no les hará daño. Impondrán las manos a los enfermos, y quedarán sanos».
      Después de hablarles, el Señor Jesús subió al cielo y se sentó a la derecha de Dios.
      Ellos se fueron a pregonar el Evangelio por todas partes, y el Señor cooperaba confirmando la palabra con las señales que los acompañaban.
      Marcos 16, 15-20

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbAunque se trata de un texto tardío, contiene enseñanzas que circularon entre las primeras comunidades cristianas, y que resultan muy interesantes y actuales para nosotros:
      Jesús se despide de los discípulos con un doble encargo: “Id al mundo entero y proclamad el Evangelio a toda la creación" y «Bautizar» De ahora en adelante no deberán limitarse al pueblo judío, pues el mensaje es universal y mira a la humanidad entera.
      Ya no hay un pueblo elegido, sino que es toda la humanidad la elegida y destinada a experimentar la salvación de Dios. Ningún rincón de la tierra, ningún país, ningún grupo de personas estará excluido en principio del Reino, pues Jesús ha venido para que no haya excluidos del pueblo ni pueblos excluidos.
      Es un mensaje que rompe con las visiones cerradas e integristas. Aquellos primeros cristianos ya habían comprendido que todas las culturas poseen “semillas” o elementos del evangelio, ya que todas están llenas de valores positivos.
      Anunciar el evangelio frente a una cultura no es avasallarla, destruirla, desvirtuarla, sino descubrir los valores que el mismo Dios ha puesto en ellas. En este sentido, «evangelizar es entrar en diálogo» con las otras culturas.
      Cuando estamos convencidos de que Dios se revela a todas las culturas, en todos los tiempos, entendemos las evangelización como un mutuo enriquecimiento: el evangelio comunica a la cultura novedad y claridad en sus contenidos, mientras la cultura le ofrece la fuerza de su propia tradición, la riqueza de sus propias búsquedas y la novedad de sus propias expresiones simbólicas.
      Lo que se puede aplicar a todas las culturas del mundo, también debe ser aplicado a la cultura juvenil.
      Cada generación de jóvenes posee su propia cultura. Como toda cultura, tiene aspectos positivos que contribuyen a mejorar el mundo y aspectos que deben ser iluminados por el Evangelio.
      El educador creyente se siente llamado a proclamar la vida y salvación de Dios en medio de la cultura juvenil.

      16 de mayo de 2015

      "¡Gracias Don Bosco!" en la Trinidad

      Los próximos 19 y 20 de junio podremos ver en la Casa de la Trinidad el musical ¡Gracias Don Bosco! estrenado el pasado mes de enero con motivo del Bicentenario del nacimiento de Don Bosco.
      El musical ha sido visto hasta el momento por más de 7.000 espectadores. A las cinco funciones del estreno en Alcalá hay que sumar dos representaciones en Granada y otras dos en Valladolid. Además, está ya programada una espectacular salida a Turín durante el próximo verano.

      Si no has podido verlo aún, ¡no te lo pierdas!

      Fernando J. Claros,
      Información y comunicación

      16/may de 2015, Sábado 6º de Pascua

      Dejo el mundo y me voy al Padre
      Dijo Jesús a sus discípulos:
      «Yo os aseguro, si pedís algo al Padre en mi nombre, os lo dará. Hasta ahora no habéis pedido nada en mi nombre. Pedid, y recibiréis, para que vuestra alegría sea completa.
      Os he hablado de esto en comparaciones; viene la hora en que ya no hablaré en comparaciones, sino que os hablaré del Padre claramente. Aquel día pediréis en mi nombre, y no os digo que yo rogaré al Padre por vosotros, pues el Padre mismo os quiere, porque vosotros me queréis y creéis que yo salí de Dios.
      Salí del Padre y he venido al mundo, otra vez dejo el mundo y me voy al Padre».
      Juan 16, 23b-28

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbJesús está hablando a los discípulos de su partida: una partida que va a ser dura y difícil de entender porque va a producirse a través de la vergonzosa muerte en cruz; suplicio reservado a rebeldes, terroristas y desalmados.
      A la hora de la verdad, no se trata de aceptar que ha muerto un profeta bueno que pasó haciendo el bien, sino de reconocer, en el ajusticiado Jesús, al Hijo resucitado por el Padre.
      La muerte de Jesús es muy incómoda porque nos hace preguntas como estas: ¿Por qué debe morir el más inocente de los hombres?... O, ¿por qué parece que la injusticia triunfa sobre el bien y la bondad?... La respuesta no está en el mismo hecho de la muerte, sino en lo que la supera: en la resurrección.
      Sólo la resurrección acalla todas nuestras preguntas, nuestras dudas o conflictos mentales.
      Sólo la vida le da respuesta a la muerte. ¿Para qué preguntar sobre la muerte si ésta, por la resurrección, ha sido ya vencida? ¿Para qué preguntarnos sobre los injustos vencedores, si su jactancia ha sido silenciada? ¿Para qué preguntarnos sobre la cruz, si de ésta sólo quedan las cicatrices?
      Sin embargo creer en la resurrección resulta muy incómodo. Porque creer en la resurrección no es solamente afirmar, desde una fe ciega, que el Padre devolvió la vida a Jesús y que él fue el «primer nacido de entre los muertos»... Creer en la resurrección es afirmar también que el mal que vemos a nuestro alrededor no va a triunfar, a pesar de sus éxitos. Es creer que algún día, el ser humano, con la ayuda de Dios, será capaz de vivir en paz, sin las grandes violencias que asolan a nuestro planeta, y sin las pequeñas violencias que hacen nido en tantos hogares o en nuestro entorno inmediato.
      Creer en la resurrección es confiar en las semillas de bien que hay en cada persona, creada a imagen de Dios. No puede decirse creyente en la Resurrección quien afirma que el bien y la vida han perdido definitivamente la partida en nuestra historia. La Resurrección de Jesús no es tan sólo un hecho enigmático del pasado. La resurrección de Jesús es un hecho que recorre la historia de principio a fin.
      ¿Qué educador cristiano puede afirmar, al ver a los chicos y chicas que presentan mayores problemas, que no tienen solución, que son «carne de cañón», que están perdidos definitivamente...? Quien así habla, olvidándose de renovar su entrega en bien de estos chicos y chicas, difícilmente puede afirmar que cree en la Resurrección... por muy cristiano que se declare.

      Iconos
      Los antiguos iconos, expresión del arte cristiano más primitivo si exceptuamos las imágenes de las catacumbas, muestran habitualmente a Cristo resucitado. Los creyentes de los primeros siglos intuyeron que la fuerza y el sentido de la fe cristiana radica en la Resurrección de Jesús. Así lo plasmaron en numerosas tablas que han perdurado hasta nuestros días.
      La elaboración de un icono es un proceso en el que se mezcla el arte y la oración. El proceso artístico incluye momentos de oración y adoración, de tal forma que el artista eleva su espíritu a Dios cuando realiza la obra.



      15 de mayo de 2015

      Padel nocturno en la Verbena

      Nuestra Casa de la Trinidad celebrará durante los próximos días 22 y 23 de mayo el I Torneo de Pádel Nocturno "María Auxiliadora"

      Con motivo de la Fiesta de María Auxiliadora, y para inaugurar las pistas de pádel que se están construyendo en el colegio, se ha organizado un campeonato nocturno durante los días de la Verbena a María Auxiliadora.

      Podrán participar, las primeras 20 parejas (mixtas) que, indicando nombre completo de ambos participantes y teléfono de contacto, se inscriban a través del correo que la AMPA a puesto a disposición

      Si estás interesado, date prisa

      Fernando J. Claros
      Información y comunicación

      15/may de 2015, Viernes 6º de Pascua

      Nadie os quitará vuestra alegría
      Dijo Jesús a sus discípulos:
      “Os aseguro que lloraréis y os lamentaréis vosotros, mientras el mundo estará alegre; vosotros estaréis tristes, pero vuestra tristeza se convertirá en alegría.
      La mujer, cuando va a dar a luz, siente tristeza, porque ha llegado su hora; pero, en cuanto da a luz al niño, ni se acuerda del apuro, por la alegría de que al mundo le ha nacido un hombre.
      También vosotros ahora sentís tristeza; pero volveré a veros, y se alegrará vuestro corazón, y nadie os quitará vuestra alegría. Ese día no me preguntaréis nada”
      Juan 16, 20-23

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbCuando se escribe este texto, las comunidades cristianas ya han comenzado a extenderse por el entorno geográfico que circunda a Israel: Asia Menor (actual Turquía), Grecia...
      Es el momento de reflexionar sobre el sentido de la presencia física de Jesús entre el grupo de apóstoles, y las sensaciones de esfuerzo y sufrimiento que están sintiendo ahora, perdidos por las ciudades de grandes naciones.
      En esta situación nueva hay una idea que repiten una y otra vez: El señor Jesús sigue presente en medio de las comunidades cristianas. Pueden sentir su aliento y su ánimo cada vez que se reúnen en su nombre; cada vez que viven en fraternidad y se preocupan de acoger a quienes más sufren.
      Cuando interiorizan y hacen presentes los valores de Jesús, hallan la alegría de sentir presente al Maestro.
      También nosotros, cuando vivimos la amistad, la cercanía personal y los momentos felices de la vida... nos gustaría que no tuvieran un final. Si durante la vivencia de los acontecimientos positivos de nuestra vida no hacemos el esfuerzo de interiorizarlos, su final nos deja vacíos... y vamos saltando de un acontecimiento a otro, sin terminar de encontrar sentido a lo que hacemos. Andamos ávidos de experiencias duraderas que llenen nuestra vida y que el tiempo no pueda arrebatarlas.
      El evangelio de hoy hace una reflexión sobre la vida de Jesús y su duración: El tiempo de Jesús llega a su final y este final pone término a los sentimientos que su compañía generaba entre los discípulos.
      No hay otra alternativa: o se interiorizan estos sentimientos, haciendo que trasciendan el tiempo y el espacio, o se perderán para siempre.
      Jesús invita a sus discípulos a que asimilen los valores que sienten y perciben con su compañía física para convertirlos en valores permanentes.
      La vida que nos ha tocado vivir es una sucesión de acontecimientos que transcurren con rapidez y celeridad. Las personas mayores nos hablan de esa sensación psicológica del tiempo que se acelera.
      Corremos el peligro de pasar por la vida sin momentos de reflexión. Incluso, corremos el peligro de dejar pasar todas las cosas buenas sin anclarlas en nuestro interior. La superficialidad quizás sea uno de los graves problemas de nuestros días... Por no tener tiempo, ni siquiera tenemos tiempo para gozar de los buenos momentos. El evangelio de hoy es una invitación a posesionarnos de la alegría en profundidad. De esa alegría que nadie nos quitará.
      Muchos chicos y chicas han perdido completamente el hábito de interiorizar los acontecimientos. Pasan fugaz y superficialmente sobre las cosas. El educador cristiano les acompaña en un proceso educativo que haga «sensible el alma». Educa los ojos de los chicos y chicas para que sean capaces de mirar en profundidad la existencia; para que aprendan la hondura la vida.

      Interiorizar vida y fe
      El pueblo de Israel vivió los acontecimientos históricos como cualquier otro pueblo, pero fue capaz de ahondar en ellos desde su fe en Yahvé. El relato interpretado desde la fe de dichos acontecimientos y consignado por escrito, contribuyó a vivir en profundidad la historia, convirtiéndola en Historia de Salvación.
      El Antiguo y Nuevo Testamento son la plasmación concreta de esa reflexión hecha a la luz de la fe.
      Pero esta practica no se agota con los escritos de la Biblia. Existen otros muchos libros en los que el pueblo de Israel muestra esta tendencia a interiorizar.
      Imagen: Papiro Bodmer. Año 135 d. C. Forman un conjunto de 22 papiros. Algunos de ellos contienen muchos textos de los evangelios tal como los leemos hoy en día.. Fueron descubiertos en Egipto hacia el año 1959.

      14 de mayo de 2015

      LXI Aniversario de la Coronación Canónica

      Durante todo el día de ayer pasaron por la Basílica de María Auxiliadora numerosas personas para demostrar su amor por la Virgen de Don Bosco.

      La Virgen, que lucía la corona que en 1954 colocara el Cardenal Segura en la Puerta de Jerez, estaba en besapiés desde primeras horas de la mañana. Ante ella, desfilaron numerosos alumnos del colegio y devotos de la Virgen.

      Ya por la tarde, a las 20:30 h en la Basílica se celebraba la Eucaristía que presidió don Francisco Ruiz (sdb), director de la Casa, quien recordó las palabras del Cardenal
      “Aquí sobran los discursos... el mejor discurso lo estáis pronunciando los miles y miles de devotos que llenáis esta amplísima plaza... admiradores de la gran obra de don Bosco, que fue el propagador de la gloria de Nuestra Señora”.

      Vía: Nota de Prensa ADMA 

      14/may de 2015, Jueves 6º de Pascua

      Permaneced en mi amor
      Dijo Jesús a sus discípulos:
      «Como el Padre me ha amado, así os he amado yo; permaneced en mi amor. Si guardáis mis mandamientos, permaneceréis en mi amor; lo mismo que yo he guardado los mandamientos de mi Padre y permanezco en su amor.
      Os he hablado de esto para que mi alegría esté en vosotros, y vuestra alegría llegue a plenitud.
      Éste es mi mandamiento: que os améis unos a otros como yo os he amado. Nadie tiene amor más grande que el que da la vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando.
      Ya no os llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su señor: a vosotros os llamo amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre os lo he dado a conocer.
      No sois vosotros los que me habéis elegido, soy yo quien os he elegido y os he destinado para que vayáis y deis fruto, y vuestro fruto dure. De modo que lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo dé. Esto os mando: que os améis unos a otros».
      Juan 15, 9-17

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbMatías significa: "Regalo de Yahvé". Es un apóstol "póstumo" porque Matías fue elegido "apóstol" por los otros once, después de la muerte y Ascensión de Jesús, para reemplazar a Judas Iscariote que se ahorcó. El libro de los Hechos de los Apóstoles narra de la siguiente manera su elección: Después de la Ascensión de Jesús, Pedro dijo a los demás discípulos: «Hermanos, en Judas se cumplió lo que de él se había anunciado en la Sagrada Escritura: con el precio de su maldad compró un campo. Se ahorcó, cayó de cabeza, se reventó por medio y se derramaron todas sus entrañas. El campo comprado con sus 30 monedas se llamó Haceldama, que significa: "Campo de sangre". El salmo 69 dice: "su majada quede desierta, sin quién la ocupe, y su habitación quede sin quién la habite", y el salmo 109 ordena: "Que otro reciba su cargo". Conviene entonces que elijamos a uno que reemplace a Judas. Y el elegido debe ser de los que estuvieron con nosotros todo el tiempo en que el Señor convivió con nosotros, desde que fue bautizado por Juan Bautista hasta que resucitó y subió a los cielos» Los discípulos presentaron dos candidatos: José, hijo de Sabas y Matías. Entonces oraron diciendo: "Señor, tú que conoces los corazones de todos, muéstranos a cual de estos dos eliges como apóstol, en reemplazo de Judas".
      Echaron suertes y la suerte cayó en Matías y fue admitido desde ese día en el número de los doce apóstoles» (Hechos de los Apóstoles 1, 16-26).San Matías se puede llamar un "apóstol gris", que no brilló de manera especial, sino que fue como tantos de nosotros, un discípulo del montón, como una hormiga en un hormiguero. Nos anima que haya santos así porque esa va a ser nuestra santidad: la santidad de la gente común y corriente. De estos santos está lleno el cielo. Matías, fue un «regalo de Dios» para aquellas comunidades cristianas. Desde su sencillez casi anónima fue testigo de la resurrección del Señor.
      San Clemente y San Jerónimo dicen que San Matías había sido uno de los 72 discípulos que Jesús envió, de dos en dos, a anunciar el Reino de Dios.
      San Clemente cita en sus escritos varias frases atribuidas a un supuesto Evangelio de Matías del que no conocemos su contenido.
      Una tradición afirma que murió lapidado en la ciudad de Jerusalén a manos de los sumos sacerdotes.
      Otra tradición le sitúa predicando el Evangelio en Etiopía.

      Matías, apóstol
      Matías es la forma abreviada de la expresión hebrea «Mattityahu» que significa «regalo de Dios». Fue el apóstol elegido por los once para sustituir a Judas Iscariote.

      13 de mayo de 2015

      María Mazzarello, santidad salesiana

      Hoy recordamos a Santa María Mazarello, fundadora de las Hijas de María Auxiliadora (FMA) con estas líneas sobre su vida del Portal Salesiano de España
      Santa María Domenica Mazzarello
      Vía donbosco.es

      Maín, como se le llamaba familiarmente, nació el 9 de mayo de 1837 en un pueblecito de Italia llamado Mornese, y desde muy pequeña demostró ser una persona que amó la vida hasta el fondo. Se sintió amada por Dios y quiso proclamarlo a todo el pueblo. Estaba atenta a todo lo que ocurría en su propio entorno y se entregaba a ayudar a todos los que lo necesitaban.

      Era alegre, sencilla, amable y fuerte a la vez, entusiasta y muy trabajadora. Además de ayudar a su madre en las tareas de casa y en el cuidado de sus hermanos, trabajó desde muy pequeña con su padre en la viña y… ayudaba a otras familias, era catequista y organizaba grupos festivos con las niñas y chicas de su pueblo.

      Sigue leyendo...
      También puedes echar un vistazo a este sitio dedicado a su vida del que ya te hablamos hace tiempo.

      13/may de 2015, Miércoles 6º de Pascua

      El Espíritu os guiará a la verdad plena
      En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:
      «Muchas cosas me quedan por deciros, pero no podéis cargar con ellas por ahora; cuando venga Él, el Espíritu de la verdad, os guiará hasta la verdad plena. Pues lo que hable no será suyo; hablará de lo que oye y os comunicará lo que está por venir. Él me glorificará, porque recibirá de mí lo que os irá comunicando. Todo lo que tiene el Padre es mío. Por eso os he dicho que tomará de lo mío y os lo
      anunciará»
      Juan 16, 12-15

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbSeguimos leyendo los discursos de despedida de Jesús relatados en el evangelio de Juan. En los versículos de la lectura de hoy, Jesús ilustra a sus discípulos sobre el papel que jugará en sus vidas el Espíritu Santo, aquí designado como «Espíritu de la Verdad».
      Él completará su formación, pues Jesús reconoce que no les ha dicho o enseñado todo, porque no pueden cargar con ello todavía.
      Fue en las primitivas comunidades cristianas donde se fraguó el cristianismo gracias a la fuerza del Espíritu, que les ayudaba a superar las dificultades y a resolver los no pocos problemas que se les presentaban.
      Los primeros seguidores de Jesús eran simplemente una secta de la religión judía que alternaba la oración y la presencia en la sinagoga y el Templo con algunos gestos propios, heredados del Maestro. Los seguidores de Jesús no recibieron el nombre de cristianos hasta pasados algunos años. Fue en la ciudad de Antioquía (actual Antakya, Turquía) donde comenzaron a llamarse «cristianos». Fue también en esta ciudad donde los apóstoles decidieron que los seguidores de Jesús procedentes del paganismo no debían cumplir la ley de la religión judía. Bastaba con creer en Jesús y seguir su estilo de vida. Este dato supone la ruptura con el judaísmo.
      Las primeras comunidades cristianas debieron también aprender a coordinarse entre sí, sufrieron la persecución por parte de los judíos y de los paganos... Por no saber, no sabían a ciencia cierta cuál debía ser el contenido de la predicación y de la catequesis que se debía transmitir, el ritual de las celebraciones comunitarias o el sentido de las antiguas escrituras.
      A medida que la comunidad iba sorteando todos esos problemas, iba experimentando en ella, la acción del Espíritu de la Verdad.
      Este Espíritu no era otro que el mencionado como "Ruah", (aliento, soplo) de Dios en el AT, a quien se atribuía la creación del mundo, la inspiración de los profetas, la sabiduría de los gobernantes, la habilidad de los artesanos y las enseñanzas de los sabios. Era el Espíritu que habían anunciado los profetas para el final de los tiempos... cuando Dios en persona congregaría a toda la humanidad, sin distinción de razas y culturas, para una salvación universal.
      Así lo ha experimentado la Iglesia y así lo experimentamos nosotros cuando vivimos de manera activa y comprometida nuestra fe de cristianos en comunidad.
      El educador cristiano no es sólo un mero transmisor de conocimientos. Enseña a sus alumnos y alumnas a leer la historia con la profundidad del creyente, con la visión positiva de quien sabe que la vida personal y la historia colectiva halla sentido en Dios.

      Antioquía
      Importante ciudad griega de Asia Menor (Turquía) donde prontamente llegaron los seguidores del Maestro de Galilea. Fue aquí donde se les llamó «cristianos» por vez primera.
      En el seno de esta comunidad cristiana discutieron Pablo y Pedro sobre si las personas incorporadas al cristianismo debían someterse a los antiguos ritos judíos.
      El Concilio de Jerusalén afirmó que no era necesario.
      El ambiente en el que vivió esta comunidad era un ambiente griego y pagano.
      Antioquía contaba en el siglo II a. C. con unos 300.000 habitantes
      Antioquía. Sarcófago griego

      Antioquía. Mosaico. Danzas en honor de Baco

      12 de mayo de 2015

      100 años de teatro salesiano

      Sevilla, 11 de mayo de 2015, año del Bicentenario.

      Estimado socio/a:

      El sábado 24 de junio de 1916, a las nueve de la noche, en el Salón Variedades de San Juan de Aznalfarache (Sevilla), debutaba la Compañía cómico-dramática juvenil de la Asociación de Antiguos Alumnos Salesianos de la Trinidad. El programa de aquella primera actuación, entre otro numeroso y valioso material, fue donado a nuestra Asociación por el recordado D. Antonio Arroyo, que ya figuraba en aquel primer elenco y que durante muchos años figuró como número uno de nuestros asociados. Gracias a ese material, y al también donado por otros de nuestros socios, se puede seguir , prácticamente de manera continua, la historia de una actividad que siempre ha sido seña de identidad de nuestro grupo: el teatro. Y a fuera durante muchos años Cuadro Artístico "Joaquín Dalmau" , luego "Farándula" , "Grupo Teatral Don Bosco" o, desde hace unos años, "Farándula Don Bosco", han sido cientos las personas que han desarrollado en el seno de nuestra Asociación su pasión por el teatro. Creemos que serán muy pocas las compañías o grupos de teatro aficionado que puedan decir con orgullo: ¡cumplimos cien años!

      Con este motivo, la Junta Directiva ha decidido someter a la consideración de la Asamblea General de Socios la propuesta de celebración del centenario de la creación de nuestro grupo de teatro, hoy Farándula Don Bosco, facultando en caso de ser aprobada al equipo de coordinación del mismo, y en último extremo a la propia Junta Directiva, para programar , preparar y llevar a cabo una serie de proyectos, actos y eventos cuya relación se dará a conocer ampliamente en la asamblea, así como autorizar una dotación económica extraordinaria para la organización y desarrollo de los mismos, al margen del presupuesto ordinario de la Asociación aprobado en la última asamblea, y que deberá ser financiada con recursos también extraordinarios.

      Queremos contar desde el principio con la opinión y colaboración de todos nuestros socios en la celebración de este acontecimiento que, sin duda, contribuirá a potenciar aún más la actividad de nuestro grupo de teatro y a la integración de nuestra asociación en el seno de la Casa.

      Espero contar con tu presencia el día de la asamblea para poder hacerte partícipe del programa de actos que estamos preparando.

      Recibe un fuerte abrazo en Don Bosco. Atentamente,

      Juan Ramón Leal Pino,
      Presidente

      Asamblea General de Socios (Extraordinaria)

      Sevilla, 11 de mayo de 2015.

      Estimado/a socio/a:

      Por la presente vengo en convocar , a instancias del Presidente y según lo dispuesto en los artículos 21 y 22 de nuestros Estatutos, a la Asamblea General de Socios en sesión de carácter extraordinario, a celebrar en la Sala de Medios Audiovisuales del Colegio el próximo domingo 31 de mayo de 2015. La reunión comenzará a las 11:00 horas en primera/segunda convocatoria, celebrándose de acuerdo con el orden del día que figura más abajo.

      Te recuerdo que, en caso de que no puedas asistir personalmente a la Asamblea, puedes delegar tu voto en otro socio según lo dispuesto en el artículo 25 de nuestros Estatutos, debiendo hacerlo por escrito firmado por ambos, delegado y delegante. Las delegaciones de voto deberán ser entregadas en mano al secretario al comienzo de la sesión. En el orden del día que se adjunta hemos incluido un cupón que puedes utilizar con este fin. Serán también admitidas las delegaciones remitidas por medio de correo electrónico a la dirección secretaria@aaaadb-trinidad.org antes de las 24:00 horas del día 30 de mayo.

      A la espera de poder saludarte personalmente, recibe un cordial saludo.

      Atentamente,

      María del Valle Domínguez Fernández,
      Secretaria

      Convocatoria de Asamblea General de Socios
      Sesión Extraordinaria
      Lugar: Sala de Medios Audiovisuales del Colegio de Sevilla-Trinidad.
      C/ María Auxiliadora, nº18.
      Fecha: Domingo, 31 de mayo de 2015.
      Hora: 11:00 horas en primera y segunda convocatorias.

      ORDEN DEL DIA
      1. Saludo del Presidente.
      2. Lectura de la Palabra de Dios.
      3. Presentación de la propuesta de la Junta Directiva acerca de la celebración del Centenario del Grupo Teatral Farándula Don Bosco. Información sobre las actividades y proyectos programados con tal motivo.
      4. Turno de aclaraciones y consultas acerca de la propuesta.
      5. Lectura, votción y aprobación, si procede, de la propuesta presentada por la Junta Directiva.
      6. Ruegos y preguntas

      12/may de 2015, Martes 6º de Pascua

      Si me voy, os enviaré al Espíritu
      Dijo Jesús a sus discípulos:
      «Ahora me voy al que me envió, y ninguno de vosotros me pregunta: «¿Adónde vas?» Sino que, por haberos dicho esto, la tristeza os ha llenado el corazón. Sin embargo, lo que os digo es la verdad: os conviene que yo me vaya; porque si no me voy, no vendrá a vosotros el Defensor. En cambio, si me voy, os lo enviaré. Y cuando venga, dejará convicto al mundo con la prueba de un pecado, de una justicia, de una condena. De un pecado, porque no creen en mí; de una justicia, porque me voy al Padre, y no me veréis; de una condena, porque el Príncipe de este mundo está condenado».
      Juan 16, 5-11

      Comentario (José Joaquín Gómez Palacios, sdbLa mentira siempre molestó la conciencia de Jesús. Parece que lo dejara sin fuerzas, como si le apagara sus convicciones y como si lo convirtiera, ante sus propios ojos, en un delincuente. Por eso creemos que lo que más anhelaba Jesús en su interior era que se hiciera plena verdad sobre su vida.
      Seguramente Jesús anhelaba en su interior que algún día sus discípulos pudieran estar plenamente seguros de quién había sido su Maestro: no un impostor a quien finalmente desenmascararon los príncipes de los sacerdotes para colgarlo de un madero, sino el hombre leal a los principios de vida que Dios había revelado por sus siervos los profetas. Pero, a la hora de la verdad, ¿quién le podía creer a un condenado a muerte?
      Es aquí donde el Espíritu Santo aparece con toda su fuerza. Jesús pone en él toda su esperanza. Él es el Espíritu del Padre y de él mismo, y por eso es el Espíritu de verdad.
      Si el Espíritu llega a ser parte importante en la vida de sus discípulos, sin duda alguna que la verdad se abrirá paso en sus conciencias y conocerán la verdadera realidad de Jesús. Por eso Jesús desea y promete que les dará el Espíritu.
      Sólo la muerte de Jesús, que sus discípulos no esperaban, sólo la traición que no podían imaginarse, sólo un juicio ilegal como el que iba a ocurrir y sólo los inmensos sufrimientos y humillaciones de la muerte en cruz, sufridos por un inocente, podían golpear la conciencia de los discípulos hasta activarles el Espíritu de Dios que tenían adormecido.
      Lo que suele olvidársele a los opresores, es que siempre queda un lugar que ellos no pueden tocar: la conciencia. Y que ésta se convierte en fuerza incontenible de verdad y de denuncia, cuando el espíritu que la habita se activa.

      El Espíritu Santo:
      Paráclito (Defensor)
      El Espíritu Santo era denominado por los primeros cristianos como el «Paráclito», que significa ‘defensor’.
      Los primeros cristianos se sentían tan defendidos por Jesús Resucitado, que al Espíritu Santo le denominaron como «Defensor» Con su fuerza se extendieron por todo el mundo conocido.
      Primeramente por una región llamada Asia Menor (actual Turquía). Esta región existían multitud de ciudades de cultura griega: Esmirna, Antioquía, Éfeso...
      Eran ciudades de gran potencial económico y cultural. Adoraban a dioses paganos Gracias a la valentía de los primeros cristianos, y a la fuerza del Espíritu de Jesús Resucitado, presente en medio de estas comunidades, anunciaron el Evangelio en aquel mundo nuevo y poderoso para ellos.
      En la imagen uno de los símbolos culturales más poderoso de aquella época: Los Juegos
      Olímpicos.
      La ciudad de Esmirna los celebraba con tal profusión, que los atletas vencedores eran coronados con laurel y olivo... de oro. Con motivo de este evento, se acuñaban también monedas de oro.

      (Fotos: Atleta coronado. Corona de olivo de oro. Monedas olímpicas. - Esmirna. Asia Menor-)




      Haz clic sobre Utilidades , Actividades o Teatro para ver distintos gadgets en la columna lateral...