5 de febrero de 2013

Sin un céntimo

Nueva entrada (16/01/2013) en el blog Palabras al Oido de don José Miguel Núñez...
Cuenta el fiel secretario Viglietti en su crónica que el 16 de agosto de 1886 Don Durando, prefecto de la Congregación, entró en la habitación de Don Bosco y cogió todo el dinero del que Don Bosco disponía en ese momento para poder hacer frente a pagos imperiosos de la casa.

Apenas salió de la habitación, entró una persona que esperaba para ver a Don Bosco y del que el secretario no ha trascrito el nombre. El anónimo personaje se sintió sorprendido al escuchar de Don Bosco:

- Perdone si le he hecho esperar. Ha venido el prefecto de la Congregación y se ha llevado todo el dinero que tenía... y aquí ha quedado el pobre Don Bosco sin un céntimo...
- Pero Don Bosco... y si en este momento usted tuviera urgente necesidad de una suma, ¿cómo haría?
Sigue leyendo y entérate de la contestación de Don Bosco

0 comentarios:

Publicar un comentario

Si no puedes publicar comentarios, envíalos a comentarios_blog@aaaadb-trinidad.org indicando a qué entrada asociarlo y nosotros lo publicaremos por tí.

Print Friendly and PDF